El Diezmo en el Nuevo Testamento: Orientación para los Creyentes

diezmo-en-la-biblia-nuevo-testamento

El diezmo, una ofrenda del 10% de los ingresos anuales, ha sido un principio importante en la adoración y el servicio religioso durante siglos. Sin embargo, su lugar en el Nuevo Testamento puede plantear preguntas para los creyentes. Este artículo explorará el diezmo en el Nuevo Testamento, brindando orientación y aclaraciones para una comprensión más profunda.

El Diezmo en el Antiguo Testamento

En el Antiguo Testamento, el diezmo era un mandato obligatorio para el pueblo de Israel. Se requería que diezmaran sus cosechas, ganado y otras posesiones como una forma de expresar gratitud y obediencia a Dios (Levítico 27:30-32). El diezmo se usaba para sostener a los sacerdotes, los levitas y el servicio del templo.

El Diezmo en el Nuevo Testamento

A diferencia del Antiguo Testamento, el Nuevo Testamento no prescribe explícitamente el diezmo como un requisito. Sin embargo, los principios de dar y compartir se enfatizan en todo el Nuevo Testamento.

El Dar Generoso

Jesús enseñó sobre la importancia de dar generosamente, incluso a aquellos que no pueden devolvernos el favor (Mateo 5:42). El apóstol Pablo animó a los creyentes a dar con alegría y de acuerdo con sus medios (2 Corintios 8:1-15).

Dar Voluntariamente

El Nuevo Testamento destaca que el dar debe ser voluntario y sin coerción (2 Corintios 9:7). Los creyentes deben sentirse motivados por el amor y el deseo de servir a Dios y a los necesitados.

El Uso de los Regalos

El Nuevo Testamento indica que los regalos de los creyentes se deben utilizar para apoyar el funcionamiento de la iglesia, incluyendo el pago de salarios a los pastores y la financiación de programas y ministerios (1 Corintios 9:14). También se espera que las iglesias utilicen los regalos para ayudar a los necesitados y realizar obras caritativas (Hechos 11:27-30).

Principios para el Dar en el Nuevo Testamento

  • Da generosamente: De acuerdo con tus capacidades y con un corazón alegre.
  • Da voluntariamente: Por amor a Dios y el deseo de servir.
  • Da con transparencia: Asegúrate de que los fondos se utilicen responsablemente y para propósitos dignos.
  • Da con un corazón agradecido: Reconoce que todo lo que tienes viene de Dios.
  • Da con fe: Cree que Dios te bendecirá a cambio de tu generosidad.

El diezmo no es un requisito explícito en el Nuevo Testamento, pero los principios de dar generosamente, voluntariamente y con un corazón agradecido son fundamentales para la vida cristiana. Al seguir estos principios, los creyentes pueden expresar su gratitud a Dios, apoyar la obra de la iglesia y hacer una diferencia en el mundo que los rodea.

Listado de Datos Claves sobre el Diezmo y las Ofrendas

  • El diezmo (10% de los ingresos) es un mandamiento para demostrar gratitud a Dios.
  • Enseñar a los niños sobre el diezmo desde pequeños fomenta su importancia.
  • Dar el diezmo debe hacerse con alegría y sin coerción.
  • Las ofrendas de ayuno se utilizan para ayudar a los necesitados.
  • Los fondos del diezmo apoyan actividades como la construcción de templos y la educación.
  • La Iglesia utiliza las ofrendas para brindar asistencia y promover el servicio.
  • Los miembros ofrecen tiempo, habilidades y bienes para ayudar a los demás.
  • El diezmo en el Nuevo Testamento no es obligatorio, pero se fomenta la generosidad.
  • Los cristianos deben contribuir según su capacidad.
  • La verdadera generosidad se extiende más allá del dinero.
  • El dar debe motivarse por el amor y la gracia de Dios.
  • La transparencia es crucial en la administración de los regalos.
  • Los regalos deben evitar la avaricia y ser una "bendición".
  • El dar debe ser voluntario y alegre.
  • La ley de sembrar y cosechar se aplica al dar.
  • El dar lleva a la acción de gracias y glorifica a Dios.
Leer Más:  Parábola de las Diez Vírgenes: Una Lección de Preparación Espiritual

¿Qué es el diezmo?

El diezmo es la décima parte de los ingresos anuales que los indivíduos deben dar a la Iglesia como muestra de gratitud por las bendiciones recibidas de Dios.

¿Es obligatorio el diezmo en el Nuevo Testamento?

No, el diezmo no es un requisito obligatorio en el Nuevo Testamento. El enfoque es en dar voluntariamente y generosamente según la capacidad de cada indivíduo.

¿Qué porcentaje debo dar como diezmo?

El Nuevo Testamento no estipula un porcentaje específico para dar como diezmo. Se enfatiza que cada indivíduo debe dar según sus posibilidades y de corazón alegre.

¿Cómo se usan los fondos del diezmo?

Los fondos del diezmo se utilizan para apoyar diversas actividades de la Iglesia, como la construcción y mantenimiento de templos, la financiación de programas y la educación de los jóvenes.

¿Es importante dar el diezmo con alegría?

Sí, es esencial dar el diezmo con un espíritu generoso y alegre, ya que Dios ama a "los dadores alegres". Dar con un corazón feliz trae bendiciones y aumenta nuestra capacidad para servir a los demás.

Subir